Chocolates saludables: Una verdad a la que podemos acudir.

Si hablamos de los placeres de la vida no podemos dejar de mencionar el afamado chocolate,
ese postre que por excelencia nos ha conquistado y que de una u otra forma siempre está
presente como el agregado predilecto en nuestra dieta.

No obstante, una vez que empezamos a controlar lo que comemos y nos preocupamos por tener
una dieta balanceada, comer chocolate pasa de ser un placer a un dolor de cabeza y no debería ser así si sabemos elegir la mejor opción.

El chocolate por más delicioso que sea, es alto en grasa y azúcares, y como es de suponerse esta combinación a nadie puede hacer algún tipo de bien. Sin embargo hay una salvación, y es
que cuando se trata de chocolate no todo está perdido.

¿Sabías que es posible agregar chocolate como postre a tu dieta sin necesariamente dañar los
beneficios de la misma?

Por supuesto que ciertas condiciones aplican, y es de ello de lo que a continuación te contamos.

5 recomendaciones fundamentales en la elección del chocolate:

1. Elige la composición apropiada de cacao: Un factor sumamente importante en la elección del chocolate es la composición de cacao del mismo. Asegúrate de como mínimo
escoger uno que diga 70% cacao, pero lo ideal es escoger uno con proporciones entre 85 y 100%.
A mayor cantidad de cacao, menor riesgo de daño en la salud ya que mientras más cacao menos proporción de azúcar y aditivos.

2. Fíjate en los ingredientes del chocolate: El primer ingrediente debería ser cacao (pasta
de cacao o polvo de cacao) y el azúcar debería aparecer en último lugar o en ninguno.
Del mismo modo evita las mezclas de cacao con leche, esto los hace potencialmente más dañinos.

3. Cerciórate de la contextura: Algunos chocolates son mezclados con aceites para darles
una contextura más suave y cremosa, pero esto no es para nada saludable, así que procura en lo posible que no tengan aceites añadidos ya que el cacao por sí mismo posee grasas saludables por lo que no es necesario añadir más .

4. Come la cantidad oportuna: Lo ideal es comer entre 2 y 3 cuadritos como máximo dependiendo de tus objetivos y de la actividad fisica que realices.

.
Recuerda que el hecho de que un alimento tenga muchos beneficios, no quiere decir que puede consumirse deliberadamente pued saludable no es sinónimo de hipocalórico.

5. Huye del chocolate blanco: Lo mejor es olvidarse de que el chocolate blanco existe, su
composición es a base de grasa y azúcar y un poco más de grasa, lo cual definitivamente es negativo.

¿Imaginaste que un estilo de vida sano y el chocolate pudieran ir de la mano?

La verdad es que es un secreto muy bien guardado en el gremio nutricional, pero lo revelamos para ti.

Dra. Hernández Reyes, Nutrióloga Clínica

@RAYODESALUD

Recent Posts